13 de febrero de 2011

Danny Boyle. "127 horas"

El director de Slumdog Millionaire nos cuenta la historia real de Aron Ralston, un tipo aventurero y solitario. En una de sus escapadas se adentra dentro de un cañón, pero en una maniobra complicada se cae y una roca le deja el brazo aprisionado. Es un relato de supervivencia, donde el protagonista, muy bien interpretado por James Franco, descubre los motivos para seguir luchando por vivir, sin rendirse.

No hay duda de que Danny Boyle es un director con muchos recursos. Porque esta historia no daba para un largometraje, pero él ha tirado de oficio, consiguiendo un resultado bastante satisfactorio. Me encanta la fuerza visual que tienen sus películas, en las que juega habilmente con la cámara y los colores. Por destacar algo, os diré que me gustó especialmente la introducción y la escena del "show de Aron", donde te arranca una sonrisa. Eso si, hay que tener un poco de estómago en una secuencia un pelín desagradable.

5 comentarios:

  1. Leí la historia del protagonista hace años en una revista, y me dejó impactado!!!
    Tengo ganas de ver como se adapta al cine, pero sabiendo lo que pasa no se yo si podré aguantarlo, jeje
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. César, yo no conocía para nada la historia, por lo que me fue más fácil permanecer atento.

    ResponderEliminar
  3. Pinta un poco agonioso. Veremos ... ya te contaré.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Coincidimos en un montón de cosas, en lo de los colores, en lo de que no daba para un largo, en lo bien que lo hace franco, y, sobre todo, en lo del estómago, jajaja! ;)

    ResponderEliminar
  5. Icíar, para que engañarnos, no es un peliculón, excepto si eres un ferviente seguidor de este director.

    Ismael, me alegra saberlo, viendo sobretodo nuestro currículo de desavenencias.

    ResponderEliminar